Site in English   30/08/2014
Home Quienes Somos Links Contáctenos
 
   TIPOS DE CAMBIO   
      RESERVAS INT.      
     BOLSA DE VALORES     
     PRECIOS DEL PETROLEO     
     INFLACIÓN     
   TASAS DE INTERÉS   
        PIB        
Suscriptores
Login
Solicitud de Información
Publicaciones
Nuevos Medios
Indicadores
Hemeroteca
Quién es Quién
Leyes
Seminarios
AGOSTO
D L M M J V S
          1
2
3
4
5
6
7
8
9
10
11
12
13
14
15
16
17
18
19
20
21
22
23
24
25
26
27
28
29
30
31
           
Veneconomía Otros
Anuncie Aquí

VenEconomia Semanal
   Información Resaltante
Regresar
Tomado de VenEconomía Mensual, Vol. 31 No. 8, mayo de 2014 - 06/11/2014
Caballo de Troya

El Ministerio de Educación ha iniciado la llamada “Consulta Nacional por la Calidad Educativa”, cuya finalidad última no es otra que amoldar la educación al modelo socialista, tal como este es definido en el Plan de la Patria, aunque la referencia al mismo haya sido eliminada de los documentos de la consulta, pero aun así la recomendación general es que se participe en el proceso

Maduro opta por la represión

Más allá de las propuestas de reforma en las cuales se basa la Consulta Nacional por la Calidad Educativa, que en algunos casos resultan interesantes y hasta necesarias, expertos en la materia aseguran que el fundamento último de dicha consulta es promover la reforma curricular para adecuar la educación venezolana al Plan de la Patria, o al modelo socialista. Esto no solo viola la Constitución sino tratados de Derechos Humanos.

Muchos reconocen que es obvio que se necesita actualizar el curriculum ya que el vigente data de los años 60, pero consideran que esto que plantea el gobierno no es una actualización sino un intento de adoctrinamiento de las nuevas generaciones de venezolanos a través de la educación, y argumentan que no se puede actualizar un curriculum consultando libros de autores cubanos de los años 1975 a 1983, que están siendo utilizados como parte de la Colección Bicentenaria que se está repartiendo en las escuelas y liceos, y que, además, tergiversan la historia venezolana.

El Plan de la Patria en la consulta nacional
La consulta nacional insiste en la necesidad de revisar el proceso educativo en Venezuela, para fortalecer su universalización y mejorar la calidad, creando de esa manera “buenas escuelas”. Un planteamiento que, así formulado, luce bastante razonable.

Esta consulta comenzó el pasado 23 de abril y el Ministerio de Educación la aplicará en 29 mil centros educativos (escuelas y liceos), públicos y privados del país durante cuatro meses, en la supuesta búsqueda de ideas y opiniones para la elaboración del nuevo currículo bolivariano.

La consulta se realizará mediante una serie de preguntas aplicadas a los alumnos, docentes, padres representantes, personal administrativo y obrero, para conocer cómo quieren que sea la educación en todo los niveles.

Al explicar los principios de la consulta, se sostiene que las líneas orientadoras del currículo se enmarcan en el Plan de la Patria. Alguien probablemente dirá que tal afirmación nada tiene de extraordinario, pues la educación debe ser consistente con el Plan de Desarrollo Económico y Social de la Nación. Pero, el punto es que el Plan de la Patria no es, solamente, un Plan de Desarrollo. ¡Es mucho más!

El Plan de la Patria se fundamenta en el modelo socialista como modelo único, exclusivo y excluyente. De hecho, el Plan detalla en qué consiste ese modelo socialista. Por ello, en realidad se parece más a un programa político que a las líneas generales de un plan democrático y plural.

Dentro de los objetivos del Plan de la Patria se encuentra, por ejemplo, el de “desarrollar en el Currículo Nacional Bolivariano los contenidos de la educación integral y liberadora con fundamento en los valores y principios de la Patria”. Al respecto los analistas afirman que no se refiere el Plan a la palabra o concepto de “Patria” entendido en su sentido general, sino que para el Gobierno y este Plan “la Patria” es, única y exclusivamente, “la Patria Socialista”. De allí que el concepto de “calidad” que maneja la consulta parece definirse en función a la adecuación de la educación a los fines del Plan de la Patria. Es decir, a los fines del Estado socialista.

Socialismo a juro
La opinión generalizada y coincidente sobre el tema educativo es que el Sistema Educativo Venezolano precisa de una reforma y una adecuación a los nuevos tiempos, premisa bajo la cual luce lógico y veraz lo que está promoviendo el Gobierno Nacional. Pero, de nuevo, al leer más allá de los simples enunciados y profundizar en los análisis se consigue que, en realidad lo importante son los elementos que se están manejando y la dirección que sigue la consulta nacional, que evidencia su orientación socialista.

Algunos padres y representantes consideran que no creen que el Gobierno Nacional actual respete el resultado de ninguna consulta y afirman que, sea cuales sean los resultados de la misma, con seguridad impondrán la reforma educativa que en realidad persiguen, para orientar la educación venezolana hacia el socialismo, pero ahora con “visos legales” porque “fue sometida a consulta nacional”.

Ha sucedido con otras legislaciones e ideas socialistas rechazadas por la ciudadanía en aquel Referendo para la Reforma Constitucional de 2007, donde la mayoría votó en contra de hacer una reforma que buscaba incluir en la Carta Magna los conceptos del socialismo. Cabe acotar que, pese a ese contundente rechazo, el Gobierno Nacional ha venido incluyendo esos preceptos socialistas en el país mediante diferentes leyes, incluso leyes orgánicas.

María Teresa Hernández de Curiel, presidenta de la Cámara Venezolana de Educación Privada (Cavep), indicó que esa es una demostración que tenemos de que el Gobierno Nacional no respeta las decisiones del pueblo sino que sigue en su empeño de meter el socialismo a como de lugar en el país. Señaló que “si en un primer momento se determinó que no queríamos el socialismo así, ahora no pueden venir a plantearnos un Plan de la Patria donde establecen todo a lo que ya nos habíamos negado en la reforma” constitucional.
¿Un nuevo simulacro de consulta?
No es la primera vez que en Venezuela se hacen consultas nacionales cuyos verdaderos resultados nunca se dan a conocer. Por ejemplo, el último Censo Nacional y las “consultas” de leyes que se han aprobado. Simplemente los voceros del Gobierno salen a decir que la mayoría de opiniones fue a favor de lo que ellos pregonan y ya, sin ofrecer ninguna recopilación científica de datos y opiniones recibidas.

En materia educativa también lo hicieron, con la aplicación de los nuevos lineamientos de acción de la Educación Especial, donde se irrespetó el Documento de Conceptualización y Política de la Educación Especial y se afirma que hizo un “teatro” de consulta a los docentes especialistas en la materia.

¿Participar o no participar?
Sin embargo, padres y representantes consultados opinan que aunque esto sea y vaya a ser así, consideran que se debe participar en la consulta pues piensan que no hacerlo sería facilitarle las cosas a quienes intentan imponer su doctrina política.

El rector de la Universidad Católica Andrés Bello, Francisco José Virtuoso, considera que todo lo que está ocurriendo alrededor de esa consulta nacional forma parte de la crisis que hay en el país, donde las informaciones llegan cruzadas, son mal interpretadas y, además, se suma la desconfianza que siente el venezolano hacia el Estado.

Indicó que “el tema de la consulta, tal como conozco el cuestionario que se está enviando, hace preguntas que ciertamente son muy pertinentes. Tiene que ver en cómo concebimos la escuela, cómo queremos que sea la educación en el país, cuáles son los grandes objetivos o cuáles son los grandes principios de las políticas”. Añadió que “creo que la consulta, en los términos en que está planteada es muy positiva”.

La vocera de la Red de Padres y Representantes, Lilia Vera, señaló que esta organización acogió con beneplácito la iniciativa, y considera que esta es una gran oportunidad para sentarse a crear buenas medidas y elaborar un modelo educativo que suplante al que sigue vigente desde la antigua reforma. Aseguró que desde la Red se encuentran trabajando junto con docentes, padres y representantes para sacarle el mejor provecho a la consulta, con la intención de que las personas conozcan cómo hacer la consulta, cómo participar y aclarar dudas...

Elizabeth Dávila Hernández




Para obtener el artículo completo solicite información por: mercadeo@veneconomia.com o por los teléfonos 761.81.21 al 26
Regresar
 

VenEconomía Mensual
Copyright © Todos los derechos reservados Créditos